se precipita la ruptura del euro


En estos momentos en los que parece que todo el mundo tiene ideas para arreglar el desaguisado, estamos, probablemente a horas del desenlace de la quiebra de Grecia. Aunque se inventen a la desesperada impuestos nuevos, el problema ya no se puede arreglar por el lado de los ingresos, si no por una restructuración total del Estado desde una situación concursal soberana.

La inminente suspensión de pagos en Grecia abre unas incertidumbres de gran calibre. Mi visión de los hechos que puede provocar se resume en:

  • Posible concurso de acreedores soberano en cascada en los próximos meses. España no se librará, consecuencia de un mercado interbancario internacional que se negará a seguir financiando un economía hiperapalancada 
  • Se negociaran quitas muy importantes en un ambiente de consideración de "deuda odiosa"
  • El dinero será un bien muy, muy escaso
  • No creo que haya corralito, aunque no es descartable del todo. Si hay corralito Europa se situará en primera línea de una guerra civil
  • Vuelta a las antiguas monedas, que convivirán con un euro en el que están denominadas las deudas
  • Fuerte caída del valor de los activos (comenzando por el inmobiliario), sobre todo en los países más endeudados
  • Nueva escalada de pérdida de riqueza y precarización de la clase media-media baja
  • Recesión económica, aunque una vez tocado fondo y si los países con problemas emiten de nuevo sus monedas, se producirá una recuperación económica fuerte
  • Emergencia de nuevos modelos económicos y sociales al margen del estado y del modelo del crecimiento imperante
  • Cambio de ciclo histórico ante la caída del sueño europeo




2 comentarios:

Silvia dijo...

Muy buen análisis. Creo que la vuelta a las antiguas monedas, llevará su tiempo, no todos los países saldrán del euro de forma simultánea, lo que hará que las economías que vuelvan a su antigua moneda puedan repuntar gracias a la macrodevaluación, antes que las que sigan en el euro. Esto mismo, supondrá una acelaración en la salida de más países de la zona euro. ¿Por cuánto se multiplicará la deuda? ¿Cuánto se devaluarán cada una de las monedas? ¿Cómo conseguirá la población con deudas, repagar, si sus ingresos entran en forma de divisa devaluada? Pongo un ejemplo, debo 100 e ingreso 50, mi país se sale del euro, sigo debiendo 100, pero al cambio de mi nueva moneda ingreso 25..Se avecinana malos tiempos, muy malos.

----- jorge juan ---- dijo...

Tienes razón en que aumentará de forma muy importante la incertidumbre. Solo habría una forma de pararlo que sería una unión económica real, algo que creo ni siquiera está en la agenda de los burócratas. Mejor, porque la cagada sería mayúscula.
Estoy de acuerdo en que las posibles salidas serían por escalones. Seguramente con la misma cadencia que los rescates del fondo europeo.
Hay que tener en cuenta que una salida del euro con devaluación implicaría un impago automático. Lo que no soy capaz de ver es como puede impagar el estado y que no impaguen buena parte de los endeudados, tanto particulares como empresas.
Un impago soberano llevaría a un impago privado masivo. El problema sería la quiebra de muchos bancos... Pero si están ya quebrados. Habría que montar un macro concurso de acreedores...

Tiempos malos... malísimos. Cae una civilización, viene otra.