Roubini plantea tres escenarios para la economía española


Roubini presenta tres escenarios para España. El principal (con una probabilidad del 60%) asume que el rescate de los bancos no consigue recuperar la confianza del mercado y, ante la falta de crecimiento económico, la deuda soberana necesita también un rescate. Así, tanto el BCE como el fondo de rescate europeo EFSF) compran deuda pública española, lo cual permite ganar algo de tiempo, pero no lo suficiente para que nuestro país lleve a cabo reformas estructurales y vuelva al crecimiento. Cuando el rescate se agote, España tendrá que reestructurar su deuda (en 2015).

El escenario más positivo (al que otorga una probabilidad del 15%) implica que la recapitalización proactiva de la banca está acompañada de un cambio en la política europea en favor del crecimiento frente a la austeridad, nuevas medidas de liquidez del BCE y compras de deuda por el banco central e incluso por el fondo de rescate. La recapitalización bancaria logra restablecer la confianza de los inversores en España, y se evita un rescate completo.

Ahora bien, también presenta un escenario negativo más probable que el anterior (el 25%), según el cual el Gobierno español se resiste a un rescate, lo cual provoca un contagio a Italia y a los países centrales de la zona euro. En vez de poner más dinero en nuestro país, los líderes europeos optan por utilizar el 'cortafuegos' de la UE y el FMI para respaldar una reestructuración ordenada de la deuda en varios países, incluyendo el nuestro, y para facilitar la salida de algunos países del euro a finales de 2013 como pronto.


Lo dice un economistra controvertido pero que anticipó también el desastre financiero que padecemos.




No hay comentarios: