la costa del sol y Eurovegas


Hacía 10 años que no pasaba por la Costa del Sol. Si quieres entender la quiebra de España en toda su amplitud solo hay que recorrer la línea costera de ese mamotreto de cemento y ladrillo. No han dejado nada sin construir. Diseño de caspa y champan. Ciudades que solo abren en julio y agosto. Cuantas comisiones se han debido de cobrar, cuantos corruptos, cuantas operaciones hipotecarias que terminaran en el banco malo para que acoquinemos entre todos. 

Pero ese ha sido y parece que es el modelo económico de la España que se deshace. Solo hay que seguir el proyecto de Eurovegas. El comienzo de las celebraciones de los contratos en los restaurantes de lujo de Madrid. Como comienzan a calentar los desangelados concesionarios de coches, a sonar el teléfono de los conseguidores...

Rumbo a ninguna parte. Los juzgados colapsados por una España en pleito. El pseudo rescate y sus condiciones... Necesito mirar hacia la sierra para recobrar el optimismo.




3 comentarios:

Silvia dijo...

Pues no mires mucho hacia la sierra que también está buena para callar... Seguimos en donde queremos estar. La queja es sólo una pantomima.

----- jorge juan ---- dijo...

Tienes razón, aunque intento mirar por encima de los edificios para ver la silueta de las montañas....

Juanus Mola dijo...

La sierra hay que mirarla, pero mucho mejor es pasear por la silueta a la que te refieres. Allí quedan lejos las secuelas desde la Operación Malaya a la Pokemon.
Cabra hispánica y boletus edulis para el espíritu .. ;-).