Marc Vidal: es tiempo de veleros y no de lanchas motoras


La nueva era del conocimiento, de la hipersociedad y de los derivados de esa hipotética crisis descrita por los que la estimularon, surgirá del valor de las cosas y no del coste de las mismas, será el momento de las grandes factorías de ideas, de pensamientos, de dudas, de estructurar la fabricación en base a su precio esencial y no tanto al especulativo, de emprender para convertir los sueños en realidad. En esta nueva era, en este nuevo ecosistema plagado de ideas, en ese nuevo mar en el que deberemos navegar, los que antes entiendan que deben impulsarse con vientos desconocidos, los que sepan que es tiempo de veleros y no de lanchas motoras, esos sobrevivirán, crecerán y serán mucho más felices. Los que escuchen a sus mandatarios, a esos dirigentes aparentemente perdidos, a esos que cambian sus previsiones una y otra vez, los que esperen de ellos que les ayuden a sobrevolar este momento crucial de la historia sufrirán mucho más.




2 comentarios:

Thethundertraveller dijo...

Me gusta y tienes razon. Ayer estuve en una conferencia de la Fundacion Rafael del Pino, y un alto cargo del Ministerio hablo de que China se da cuenta de que no puede imponer un "top down" de forma permanente, que tienen que crear espacios para emprendedores, y que su sociedad pide cada vez más paso...Para mí es fundamental que hasta China ya esté empezando a dirigir con esos parámetros.

----- jorge juan ---- dijo...

Sin dudar de la capacidad emprendedora de los chinos (se puede observar como van tomando posiciones de forma realmente agresiva en una ciudad como Madrid), su desarrollo salvaje está creando un problema medioambiental de proporciones gigantescas